La política fiscal contractiva del gobierno. El motivo


Apartándome de las inclinaciones políticas he reflexionado del por qué el gobierno actual ha decidido implantar medidas fiscales restrictivas, llevándome a una conclusión que más adelante analizaré.

Cuando se produjo la crisis del anterior gobierno del PSOE a principio de los años 90, España alcanzo un déficit público del 5,5% y una deuda de 60 billones de pesetas, es decir, 360.000 millones de euros, sin olvidar los 3,5 millones de parados. Esta situación hizo que en las siguientes elecciones José María Aznar obtuviera la mayoría suficiente para gobernar, derrotando al presidente Felipe González, que gobernó durante 14 años.

Uno de los principales problemas que tuvo el gobierno de Aznar fue la consecución de los objetivos marcados para la entrada del euro, principalmente la reducción del déficit.

Tras unas medidas contractivas y privatizaciones de empresas, se consiguió los objetivos del euro (reducción del déficit) y la creación de más de 350.000 puestos de trabajo netos. La segunda legislatura la obtuvo con mayoría absoluta.

Si nos fijamos en la historia democrática, cuando se produce una situación de crisis, hay anteriormente un gobierno que aplica medidas de aumento de gasto, perturbando los llamados estabilizadores automáticos.

Los estabilizadores automáticos son esos elementos de los Presupuestos Generales del Estado que tienen impacto en los ingresos y en los gastos del Estado sin la necesidad de una decisión, cambio de ley o acto expreso del gobierno. Por ejemplo, si hay una situación de bonanza se producirá automáticamente un aumento de los ingresos, ya que la población compra más, en cambio en una situación de crisis aumentara automáticamente la partida de gastos dedicada a los parados. En recesión, bajan mucho los ingresos y suben mucho los gastos que tiende a reducir el superávit o subir el déficit automáticamente. Por contrario, en tiempos boyantes de la economía, suben los ingresos y bajan los gastos que tiende a subir el superávit o bajar el déficit automáticamente.

Hay que tener cuidado, ya que es importante cuidar las cuentas cuando las cosas van bien y no aumentar excesivamente las partidas de gastos, ya que en si cambia el ciclo se produce un doble efecto con la automática reducción de ingresos y aumentos de gastos.

Vamos a ver cómo ha evolucionado el déficit primario en España desde 1998.

Millones €

% PIB

2011

- 91.344,00 €

-8,50%

2010

- 98.166,00 €

-9,30%

2009

- 117.306,00 €

-11,10%

2008

- 45.189,00 €

-4,20%

2007

20.066,00 €

1,90%

2006

19.847,00 €

2,00%

2005

8.759,00 €

1,00%

2004

- 2.862,00 €

-0,30%

2003

- 1.622,00 €

-0,20%

2002

- 3.312,00 €

-0,50%

2001

- 4.361,00 €

-0,60%

2000

- 6.161,00 €

-1,00%

1999

- 8.254,00 €

-1,40%

1998

- 17.268,20 €

-3,20%

Observamos que las políticas restrictivas del gobierno lograron entre otras cosas la reducción del déficit, del 5,5€ al 0,30%, en las dos legislaturas.

Durante los primeros años del gobierno de Jose Luis Rodriguez Zapatero se toman medidas de aumento de gasto, ya que la situación económica lo permite. Cuando llego el 2008, la crisis hizo estragos en España, poniéndose de manifiesto el doble efecto de los estabilizadores automáticos, un gran aumento del paro y del gasto público y una disminución de los ingresos, llegando en el 2009 a un déficit primario del 11,10% del PIB (117.306 millones de euros).

Tras una imposición europea y varios rescates (compra de deuda), el gobierno tiene que tomar medidas específicas para la reducción de la crisis, cuyo efecto se percibe en los años posteriores con la disminución del mismo.

De nuevo hay un cambio de gobierno promovido por una crisis nunca vista. Este nuevo gobierno al igual que el de Aznar, toma medidas fiscales restrictivas, cuyo único fin es la disminución del déficit. El motivo de este objetivo, es que el déficit real (no el primario) es mucho mayor.

El déficit primario se produce cuando los gastos de un gobierno en un año son superiores a los ingresos. Cuando esto sucede el gobierno emite deuda que deberá devolver con un interés marcado por la prima de riesgo.

Déficit Real = Déficit primario + Deudas

El gobierno tiene que hacerse cargo de las deudas contraídas en años anteriores, por ello, para poder hacer frente a los pagos, no hay mayor aliado que la reducción masiva del gasto, a pesar de tener que reducir algunas partidas que crean controversias sociales, ya sea educación o sanidad. (Dejemos esto para los políticos).

Si no se tomaran estas medidas y se mantuviera las partidas de gasto de gran magnitud como las mencionadas, seguiría produciéndose el doble efecto de los estabilizadores automáticos, teniendo servicios sociales que no podemos permitirnos (en este momento) y reduciéndose los ingresos, con lo cual seguiría aumentando el déficit y la deuda. Al final, España no tendría capacidad de pago y seria intervenida.

¿Qué sucede si España es intervenida?

Se puede hacer una analogía como si España fuera una empresa. Aparecería la figura del interventor, que aunque tú seas dueño de la empresa, es el quien “manda”, y al final las medias serian tomadas igual.

Nos guste o no, alguien lo hará.

3 thoughts on “La política fiscal contractiva del gobierno. El motivo

  1. Hay algo que me hace ruido, ante una reduccion del gasto la economia disminuye, no es mejor fomentar el gasto para que la economia crezca? como decia Keynes con su multiplicador.

    1. Hola Damian.

      En primer lugar gracias por tu comentario.

      Respecto a tu pregunta, durante la legislatura del sr. Rodriguez Zapatero se tomaron medidas keynesianas, aumentando en gran medida el gasto del país con el llamado “Plan E” ( Plan español para el estímulo de la economía y el empleo). ¿En que consistía? Se puede resumir con el aporte por parte del gobierno de más de 50.000 millones de euros hacia tareas de construcción y demás que debían de gestionar ayuntamientos y otras entidades. ¿Cual fue el resultado? Una mala gestión del dinero, derroche, poca contratación y además no se contó con un fenómeno extremadamente importante en economía, la sensación de seguridad. Las familias si no tienen sensación de seguridad, aunque tengan fuentes de ingreso, optarán por el ahorro que por el gasto y desde luego no aumentará la demanda agregada.

      El problema principal es que esta crisis económica es una crisis de deuda, y combatir deuda con deuda, no tiene buena pinta. La solución, entre otras, guste o no guste es la impuesta por Europa, la reducción del gasto, de tal forma que no se reduzca o se reduzca al mínimo exponente la calidad del servicio al ciudadano.

      Justamente ayer comencé un nuevo artículo llamado “Las 5 etapas de la recuperación económica”, donde explico con detalles las medidas tomadas, las repercusiones que tienen y la proyección futura de España.

      Espero haber resuelto tus dudas.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s